ICE INSTITUTO DE
CAPACITACIÓN ECONÓMICA

El caso de Yugoslavia - Carta a Hillary Clinton

Buenos Aires, mayo 16 de 1999

Sra. HILLARY CLINTON
Abogada y esposa del
Honorable Presidente de
los Estados Unidos.
CASA BLANCA.


Estimada Sra. HILLARY CLINTON:

Los abajo firmantes admiramos a Usted por su mente abierta, su inteligencia, sentido de justicia y humanidad.

Somos un grupo de intelectuales de Argentina. Le escribimos para expresar nuestro pensamiento sobre el Caso de Yugoslavia.

Dios otorgó a los seres humanos el don del pensamiento y la palabra para resolver con inteligencia y pacíficamente sus problemas. Es la gran diferencia entre el hombre y el animal.

Para olvidar los horrores de la guerra, la matanza de niños inocentes, gente común y de jóvenes soldados consideramos que una buena política sería que los sobrevivientes no volvieran a su tierra, pues el odio todavía reinará en ese lugar. Reparar los daños por la guerra demandará alrededor 60.000 millónes de dólares. Pero con esto no se reparará los sufridos por los niños y hombres muertos. A éstos no se los puede reconstruir como a los edificios. Por ello traer a los kosovares a América Latina, sería una saludable ayuda a sus castigadas mentes y darles una oportunidad para reiniciar una nueva vida.

En un análisis frío,¿cuál es la razón para la guerra? La disputa por tierra. En América Latina hay tierra suficiente para todos, potenciales mercados para el mundo. Debiéramos aplicar una política inspirada en el pensamiento de HENRY GEORGE y teorías de KEYNES: tierra para el trabajo e incremento del consumo para crear más trabajo y así sucesivamente. Tal como lo hiciera el Presidente Roosevelt con el New Deal.

Rogamos preste atención a estos hechos: América Latina está relativamente vacía y necesita población. Europa está sobrepoblada (hay 120 habitantes por el kilómetro cuadrado). América Latina todavía no está suficiente desarrollada y es un buen lugar a desarrollar.

Gracias a la inmigración crecieron los EstadosUnidos. La inmigración hacia América Latina se ha detenido desde hace mucho tiempo. Para el Presidente Kennedy tierra e inmigración eran las palancas del desarrollo. Hoy es el momento justo para traer Kosovares, Curdos, Ucranianos, Rusos, etc. Por razones humanitarias y con el apoyo de Organizaciones Internacionales como las Naciones Unidas, el Banco Mundial y bajo su directa administración y supervisión para evitar toda corrupción. Muchas Organizaciones No Gubernamentales que poseen conocimiento y experiencia en planificación urbana como el Instituto Lincoln de Política de la Tierra (Massachusets), el Centro para el Estudio de Economía (Columbia, Maryland), la Fundación Robert Schalkenbach (Nueva York), serían capaces de prestar una muy importante ayuda para este programa. Debemos hacer algo parecido al Plan Marshall, pero con la idea que el dinero prestado sea oportunamnete devuelto. No es necesaria la participación de los Gobiernos de América Latina, aunque, por supuesto, habrá que respetar la legislación existente de inmigración.

BRASIL y ARGENTINA son buenos países para acoger Kosovares, Curdos, Ucranianos o Rusos. BRASIL, tiene ciudades como Belo Horizonte con una población de 4 millónes, la mayoría descendientes de europeos. Curitiba fue clasificada por el Architecto estadounidense Alan Jacobs como una de las 3 ciudades mejores en el mundo para vivir, y Porto Alegre, es un país de vaqueros ("gaúchos"). Una gran mayoría de la población del BRASIL tiene los antecedentes Europeos, lo que facilita la integración de Kosovares, Croatas, Ucranianos, etc.

La situación ARGENTINA es aún mejor. En primer lugar, el Preámbulo de su Constitución protege a todos los hombres del mundo que quieran habitar la tierra argentina, y, además, esta Constitución manda expresamente a todo Gobierno Federal fomentar la inmigración europea (art.25). Exceptuando su Capital, Buenos Aires, que está superpoblada, el resto del país está prácticamente vacío. El territorio continental argentino sobrepasa los 2,7 millónes de kilómetros cuadrados y está ocupado por apenas 36 millónes de habitantes, casi todos con ascendencia europea. Si este país fuera tan poblado como Europa (100 h/km2), su población podría superar los 200 millones de personas.

Debemos tener en mente que entramos en el siglo XXI con la mitad de los países del mundo subdesarrollados y hambreados, En la Conferencia Mundial sobre el Desarme, el Sub-Secretario de la U.N. dijo en Kuwait en 1985 o 1986, "que el hambre en el mundo desaparecerá por el año 2000". Este logro está todavía pendiente. Nuestros países tienen la oportunidad de convertir a millones de infortunados seres humanos en familias afortunadas. Debemos desarrollar posibilidades para que esa gente consiga trabajo, para que tengan dinero, lo que significará crear nuevos mercados. La acción humanitaria que proponemos es un buen negocio para todos los países.

La paz se alcanzará únicamente cuando los hombres tengan derecho a vivir con dignidad, como se dice en los 30 artículos de la Declaración Universal de Derechos Humanos. Pero el primer derecho humano para cada hombre es el derecho de acceder a la tierra. Bien lo sabían los aborigenes estadounidenses cuando rezaban esta plegaria: "Que nosotros podamos tocar la Tierra / con manos bondadosas y corteses; / esa libertad puede encontrarse / en estas u otras tierras, / entonces la paz reinará en todo el mundo"

Deseamos llegar a su corazón. Estaremos muy agradecidos si usted dedica solo un momento a pensar sobre nuestras sugerencias.

Confiamos en usted y su esposo obrarán a favor de la paz.

Respetuosamente suyos,

Dr.Héctor Raul Sandler/ Director del ICE


Retornar al índice Si quiere enviarme un mail


Esta página fué incorporada el 26/May/1999
Diseño, ejecución y promoción: Ing. Eduardo J. Salom
eduardo@psg.com
http://www.advance.com.ar/

HitBox!